http://static.laverdad.es/soydecaravaca/menu/img/soydecaravaca-desktop.jpg

Los equinos toman posiciones

El sorteo de la carrera, este domingo, volvió a generar expectación./Juan F. Robles
El sorteo de la carrera, este domingo, volvió a generar expectación. / Juan F. Robles

La peña Escándalo abrirá la Carrera de los Caballos del Vino y Calimocho será la encargada de cerrar la prueba, el 2 de mayo

JUAN F. ROBLES

La peña Artesano intentará lograr ganar, por cuarta vez consecutiva, la Carrera de los Caballos del Vino de Caravaca de la Cruz. En los últimos tres años, los cuatro caballistas que corren junto al caballo 'Ansemil', han levantado la copa de campeones y, además, ostentan el récord con un tiempo de 7 segundos y 713 milésimas. Este año correrán en trigésimo lugar, la posición central de las 59 peñas que competirán en la mañana del próximo 2 de mayo en la Cuesta del Castillo.

La peña caballista Escándalo abrirá este año la carrera de los Caballos del Vino mientras que la última en subir la cuesta será la peña Calimocho, que el año pasado logró entrar en décima posición con un tiempo de 8 segundos 854 milésimas. El sorteo, celebrado este domingo en la explanada del castillo tras la misa ofrenda del Bando de los Caballos del Vino a la Vera Cruz, despertó como siempre interés entre las peñas para saber en qué orden correrán.

Las kábilas moras fueron las protagonistas de la 'prefiesta' el sábado, pero el domingo recogieron el testigo las peñas caballistas. Las Amazonas, el Caballista del Año y el presidente encabezaron el cortejo hasta la parroquia de El Salvador, donde aguardaban las autoridades. En el interior del templo esperaba la imagen de Santa Elena, engalanada para la ocasión. Los caballistas portaron en andas la imagen de la madre del emperador Constantino para dirigirse hacia la ermita construida en su honor, junto a la plaza del Hoyo.

Homenaje a Pedro Ballester

En la cuna de los Caballos del Vino, en un lateral del monumento que se levanta en el centro de la plaza, se descubrió una placa como homenaje al sacerdote Pedro Ballester Lorca, fallecido en septiembre de 2017. En la inscripción se puede leer la frase que, referida a los Caballos del Vino, acuñó el presbítero: 'Festejo único, insólito y pasional'.

Desde la plaza del Hoyo, recorriendo el casco antiguo, se dirigieron hacia la basílica los banderines de las sesenta peñas caballistas. La explanada recibió la imagen de Santa Elena como un aviso más que anuncia que las Fiestas de la Vera Cruz ya están muy cerca.

La banda de música La Compañía puso el toque musical a la ceremonia. El rector de la basílica, Emilio Sánchez, también dedicó una parte de la homilía para recordar la figura de Pedro Ballester, quien fue el capellán del Santuario durante cuatro décadas. Por la tarde, se presentó la revista 'El Caballista', que edita anualmente la peña Júpiter.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos