http://static.laverdad.es/soydecaravaca/menu/img/soydecaravaca-desktop.jpg

Unidos por San Juan de la Cruz

El grupo de caminantes, en uno de los recorridos. / J. F. R.
El grupo de caminantes, en uno de los recorridos. / J. F. R.

Un grupo de andariegos recorre las sendas por las que transitó el místico carmelita, y que conectan las tierras del Noroeste con Jaén y Albacete

JUAN F. ROBLES

Un camino que une seis municipios de Andalucía, Castilla-La Mancha y Murcia. Una treintena de personas está recorriendo el Camino de San Juan de la Cruz, un trayecto de unos 170 kilómetros distribuidos en seis etapas que iniciaron el pasado domingo en Caravaca y que finalizará el próximo viernes en Beas de Segura (Jaén), tras atravesar las localidades de El Sabinar (Moratalla), Nerpio, Santiago de la Espada, Pontones y Hornos.

Esta iniciativa se puso en marcha hace un par de años auspiciada por la comunidad de carmelitas descalzos de Caravaca con la intención de remarcar el camino que el vate de Fontiveros recorrió, hasta en siete ocasiones, para llegar desde Beas hasta Caravaca. Los andariegos, como a ellos les gusta llamarse, partieron en la madrugada del domingo desde la Ciudad de la Cruz con dirección el corazón de la Sierra del Segura, realizando el camino en sentido inverso al recorrido en 2016 y 2017.

Al llegar a Beas de Segura visitarán el convento de las madres carmelitas y la iglesia de San José, donde intercambiarán impresiones sobre esta iniciativa que recuerda la gran vinculación existente entre las localidades que forman parte de una comarca natural, la de la Sierra del Segura, que, además, comparten una historia común que tiene como protagonista a San Juan de la Cruz.

Seis municipios

Los seis ayuntamientos acordaron constituir una asociación de ciudades del Camino de San Juan de la Cruz; decisión que fue refrendada por el Pleno de Caravaca el pasado junio. La finalidad es el desarrollo de una propuesta turística, cultural y patrimonial, con la que se pretende dar a conocer tanto la obra del místico carmelita como aquellas poblaciones que tantas veces recorrió.

El padre Pascual Gil, prior del monasterio carmelita de Caravaca de la Cruz, participa en esta experiencia, que ha promovido junto a un grupo de personas que tenían la intención de hacer realidad esta iniciativa, pensada desde hace años, pero que ahora se está llevando a cabo.

Los organizadores han realizado varias visitas a las localidades por donde transcurre el trayecto para buscar dónde alojarse y reponer fuerzas.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos